Búsqueda rápida de términos
Pon entre comillas los términos compuestos.

Sillares y mampuestos

necrópolis

Etimológicamente, ciudad de los muertos. Cementerio de las grandes urbes de la Grecia y Roma clásicas, que con igual denominación y uso pasó a engrosar el vocabulario de otras culturas, independientemente del tamaño que tuviera la población de esa necrópolis. Atendiendo a su ubicación y forma de enterramiento, hubo necrópolis de galería (6) o catacumbales (las más extensas), que colocaban a los difuntos en los lóculos, cubículos (1) y arcosoliode sus interminables pasadizos, y necrópolis de pozo, que almacenaban ordenadamente en sus paredes las urna(1) de la incineración. Entre las necrópolis de superficie  (las más antiguas) cabe mencionar las destinadas a sepulturas por inhumación simple o en cistas, y las rupestres o excavadas en la roca, comúnmente antropomórficao con forma de bañera, frecuentes en épocas prehistóricas y en ciertos ambientes de la Alta Edad Media (visigodoy mozárabes, especialmente). En no pocas necrópolis se han encontrado en las mismas tumbas o cerca de ellas objetos que usaba habitualmente el difunto, como estatuillas y otras esculturas de mayor porte, monedas, armas y algún tesoro, indicativo todo ello de la jerarquía política o posición social de los allí enterrados.

Arca funerariaCenotafioCipoCupaColumbarioHipogeoLaudaMastabaNicho (1). SarcófagoPanteón. Túmulo (3).

 

 

Necrópolis ibérica de Pozo Moro. Chinchilla de
Monte Aragón (Albacete). 500 a. e.

Jinete ibero. Necrópolis de Los Villares
(Hoya Gonzalo, Albacete). 490 a. e.
Museo de Albacete.

Necrópolis de La Restinga. Telde (Gran Canaria).
Siglo X.

Necrópolis romana en pozo. Carmona (Sevilla).
Siglos I a. e. y siglo II.

Catacumbas de Priscila. Roma. Siglo II.

Necrópolis rupestre del Alto Arlanza.
Comunero de Revenga (Burgos). Siglos IX-XI.